La miel, alimento ideal para deportistas

 

Los corredores de la antigua Grecia ya utilizaban la miel como aporte energético y, según numerosos escritos también los romanos, chinos, egipcios y probablemente todas las civilizaciones.

La miel es un azúcar simple que aporta mucha energía y es más fácil de digerir que el azúcar por lo que es ideal consumirla antes y después de hacer deporte ya que durante la práctica deportiva el organismo consumen las reservas de glucosa.

Antes de comenzar proporciona la energía necesaria y ayuda a fortalecer los huesos y después del entrenamiento ayuda a reponer los azúcares consumidos por los músculos.

Un estudio realizado por el Laboratorio de Nutrición Deportiva de la Universidad de Memphis demuestra que la miel es una buena alternativa a los geles que se toman durante las carreras y que los deportistas que toman miel se recuperan más rápidamente que los que no lo hacen. Por eso muchos entrenadores recomiendan incluir la miel en la dieta diaria de los deportistas.

Y para todos, la miel es un potente antioxidante y cuanto más pura más propiedades tiene, por lo que os recomiendo una cucharadita de Nectarius todos los días  ya que se produce siguiendo un proceso en frío con métodos tradicionales que garantizan la conservación de sus propiedades organolépticas y terapéuticas.

Deja una respuesta